Translate

Zombies o zombis



Se conoce como “Zombie”  o “zombi” a aquellos muertos resucitados,  que por un poder sobrenatural vuelven a la vida. Según la creencia del “Vudú” este poder penetra en el cuerpo inerte y lo reanima.

El “Zombi” es un ente que puede come, respira, excreta, oír y hablar, pero no recuerda nada de su vida anterior y no comprende nada de su propia condición actual, así el “zombi” es un ente sin mente propia.

En la tradición “Vudú” el “Zombi” se hace mediante ritos y conjuros, por los cuales el hechicero también llamado “bokor” hace esclavo al recién resucitado. Todo esto deriva de la religión del África Occidental; muchos de los ritos y nombres de los dioses indican su procedencia del “Dahomey”, que llego al nuevo mundo como resultado del comercio de esclavos entre 1600 y 1800, extendiendo estas creencias en toda la zona del Caribe.

La comida favorita de un “Zombi” será el cerebro y la medula espinal, después de todo es la zona que tiene más nutrientes, pero en el caso de que el “Zombi” no pueda saciar su hambre puede dejar un cuerpo en los puros huesos, pero un “zombi” no debe comer ni sal ni carne, ya que en ese momento tomara conciencia de su estado y regresara a su estado anterior: la muerte.

En el dialecto dahomeyano “Vudú” significa “Dios Python” y la palabra “zombi” en el Congo significa “Fetiche”, aunque en la actualidad los rituales africanos se han combinado con rituales católicos.

En 1791 Haití era una colonia francesa, en la que ya existía medio millón de esclavos negros, así como una población de 30,000 mulatos, con la llegada del brujo Boukman a Santo Domingo la situación cambio. Invocando a los esclavos negros, realizo un ritual, que término con una frenética danza salvaje, durante los siguientes días las plantaciones fueron arrasadas y los dueños asesinados, logrando la expulsión de los franceses, Haití se estableció como la patria del “Vudú” así como la de los “Zombis”.

¿Cómo se descubre un “Zombi”? una de las principales es su forma de caminar, ya que se tambalea como a punto de caerse, como si apenas pudiera sostenerse, la falta de coordinación y los movimientos limitados y mecánicos, la mirada ida y helada, así como una voz nasal, producto de la costumbre de tapar las fosas nasales de los muertos con algodón, pero también se dice que la forma de hablar se debe a la semejanza con los Guédé, que son los siniestros y lascivos dioses de la muerte en el panteón “Vudú”.

En Haití el temor a que algún familiar fallecido sea resucitado por un “bokor” es tal que se toman medidas extremas, como el poner losas pesadas en las tumbas, enterrar a sus muertos cerca de las carreteras para que los “bokor” no pueden tener tiempo de llevarse a sus muertos sin ser visto, también velan la tumba del fallecido para que se descomponga lo suficiente y este ya no sea útil, ya en lo más extremo a sus muertos les inyectan veneno, los mutilan o bien los rematan con un tiro.


****imagen y articulo ya publicado, Dibujarte S3 61****

Huellas de Lodo



Esto paso en mi casa hace algunos años, días antes de la fiesta del Día de Muertos, recuerdo que fue una noche bastante fría, así que nos fuimos a dormir temprano, pero tengo la mala costumbre de levantarme en la madrugada para ir al baño, así que perezosamente me levante y tambaleantemente me dirigí al baño, para ir al baño se debe cruzar el comedor y la cocina, ya en la cocina prendí la luz y en el piso note varias manchas de lodo a las que no les puse atención, me urgía regresar a la cama.



En la mañana ya mas lucida pase de nuevo por el mismo recorrido y en el piso se veían claramente pisadas de lodo que empezaban en el baño, cruzaban la cocina y el comedor y entraban a la recamara, terminaban al pie de una de las camas.



Las pisadas de lodo jamás entraron o salieron de la casa, el resto de la casa estaba limpio, además me entro la duda, ¿de donde salió el lodo si en esos días no había llovido?


El Coco



“El coco viene por ti si te portas mal”
Seguramente tus papas te han de haber amenazado con esta frase, una creencia popular en todo el mundo, pero se cree que la leyenda proviene de Escocia, donde se cree que existen este tipo de criaturas llamadas “bogles”, “boggarts” o “bogies”. “Boogyeman” es la manifestación de un temor abstracto y amorfo, alimentada por la imaginación de un niño, por lo cual su apariencia puede variar, dependiendo de la región donde se desarrolle la leyenda, no solo la apariencia del “coco” cambia también cambia su sexo y bien podría ser ambos, como por ejemplo en el oeste de los E.U. el “coco” rasguña las ventanas, mientras que en el noroeste del Pacifico, este se manifiesta como una niebla verde. En algunos otros lugares el “boogyeman” o “coco” se esconde debajo de la cama o dentro del armario y no solo castiga a los niños que se portan mal, también a los que se chupan el pulgar.
Pero al “coco” no solo se le conoce así recibe muchos nombres y esto se extiende en muchas regiones, alejadas unas de otras.
En las Bahamas se le conoce como “Pequeño Hombre”, pequeño ser que viaja en una carreta de noche recogiendo a los niños que se portan mal, los cuales tiene que estar en la carreta para siempre.
En Brasil y Portugal se le conoce como “Home do Saco” o el “Hombre del Saco”, que se describe como una criatura de sexo masculino, parecido a un vagabundo con su saco en la espalda, en el cual se lleva a los niños, a diferencia del “Pequeño Hombre”, el “Hombre del Saco” se lleva a los niños de día. Otro “coco “en esta zona se llama “Bicho Papao” que se esconde bajo las camas en las noches.
En Bulgaria a este temible monstruo aterrador se le conoce con el nombre de “Torbalan” muy parecido al “Hombre del Saco”, también se le describe como un ser peludo y obscuro al que denominan como “Talasa” y vive en las sombras de las granjas y los áticos, que solo salen en las noches para asustar a los niños pequeños.
En Cataluña el “Hombre del Saco” no solo se lleva los niños, los usa para hacer grasa que utiliza en las vías de los ferrocarriles de Barcelona.
En Croacia “Babaroga” es una vieja con cuernos que se lleva los niños a su cueva para comérselos.


Sirenas
















Criaturas míticas y místicas, representadas principalmente con cuerpo mitad mujer y mitad pez, poseedoras de una increíble belleza así como de una melodiosa y atractiva voz. 



También se les conoce como náyades, usaban su voz para cantar y atraer a los marineros a los acantilados o arrecifes donde por lo regular hacían que se hundieran sus embarcaciones llevándolos a una muerte segura.




Entre los relatos antiguos figura el que ellas eran las acompañantes de Perséfone y cuando fue raptada por Hades, su madre Deméter las castigo con su forma bestial, por no proteger a su hija.

Se registran los nombres de algunas sirenas como Ligeia, Aglaope, Telxiepia o Telxinoe, Pisinoe, Partènope, Leucosina, Molpe, Radne y Teles.